Receta de ambientador natural de aromaterapia

Cada vez están más presentes las sustancias olorosas a nuestro alrededor, en las casas se utilizan ambientadores contenidos en recipientes que se enchufan a la red y ceden su aroma poco a poco, si subes a un taxi es frecuente ver una botellita colgando del espejo retrovisor del conductor, muchos grandes almacenes usan un ambientador con un aroma concreto, en los aseos de los restaurantes o de los hospitales hay un aroma también para ocultar los posibles malos olores.
Pero todos estos aromas que imitan a las flores, a coníferas o a cítricos, no provienen de estas plantas, sino que son sustancias químicas sintéticas que imitan a los aromas naturales producidos por las plantas.
Pero el hecho de querer tener un aroma agradable en casa o en un aseo no es algo que no tenga consecuencias, especialmente a nivel de nuestra salud.
Ya que este tipo de aromas sintéticos poseen moléculas volátiles de carácter hormonal y aunque sean inhaladas y no ingeridas pasan también a nuestro torrente sanguíneo y actúan confundiendo a nuestro sistema hormonal, son los llamados disruptores endocrinos, sobre los que ha investigado ampliamente el Dr. Nicolás Olea y en donde están presentes sustancias del tipo de los ftalatos y almizcles sintéticos que actúan como alteradores hormonales. Especialmente son sensibles a ellos las madres en periodo de gestación ya que actuarían en el feto sobre el desarrollo de órganos dependientes de hormonas, como son de tipo estrogénico afectarían disminuyendo los niveles de la hormona masculina Testosterona, pero además pueden verse afectados otros órganos como el cerebro, afectando sobre su inteligencia e incluso sobre su comportamiento.
También se les relaciona con alteraciones en el funcionamiento del sistema inmune e incluso en el desarrollo de cánceres de tipo hormonal.
Por todo ello es importante evitar utilizar este tipo de aromas químicos sintéticos y si queremos que en un lugar haya un aroma utilizarlos de origen natural.
Os propongo dos tipos de recetas sencillas para utilizar en el hogar o en cualquier otro tipo de ambientes.
Estos aromas naturales sin embargo actúan benéficamente sobre nuestro organismo, reequilibrando funciones, desinfectando el ambiente ya que muchos son antisépticos y sus moléculas se evaporan al ambiente en forma de iones negativos por lo cual ionizan y recargan la atmósfera que nos rodea.
Os propongo dos tipos de recetas sencillas para utilizar en el hogar o en cualquier otro tipo de ambientes.
Podemos realizar dos tipos de ambientadores uno de ellos con aceites esenciales y el otro con plantas aromáticas.

Receta de ambientador natural de aromaterapia con aceites esenciales
Podemos realizar una sencilla receta con aceites esenciales puros para la purificación y desinfección de nuestro hogar, de un aula, o la consulta de un terapeuta, para utilizar a través de una sencilla pulverización.
Para ello mezclaremos 1 mililitro (unas 20 gotas) de cada uno de los siguientes aceites esenciales puros y de calidad:
limón, eucalipto, hisopo y pino, completaremos hasta 100 mililitros con alcohol de 80 grados, envasaremos en un frasco con dispositivo atomizador y ya está listo para ser utilizado.
Si lo dejamos durante un mes reposando en un lugar fresco y oscuro el ambientador adquirirá aún mejor aroma.
Nos aportará frescor y bienestar, desinfección del ambiente en el que nos encontremos y proveerá también de moléculas aromáticas con carga negativa que actuarán ionizando el ambiente.

 

Ambientador natural con plantas aromáticas
Se trata de poner varias plantas aromáticas en un tarro de cristal de unos 500 ml de capacidad.
Utilizaremos para ello coníferas con resina para poner en el centro, por ejemplo una piña pequeña de cedro, o una rama de ciprés con algunas bayas, alrededor pondremos también algunas ramitas de conífera como pino, ciprés o cedro, también rodearemos esa piña central con hojas de laurel, hojas de romero y de lavanda, añadiremos también una rodaja cortada de un cítrico como naranja o limón, que además de dar vistosidad completará la mezcla aromática en la que hemos seguido la regla de la combinación de los aromas para perfumería: cítricos o notas de salida, notas medias o corazón con las hojas de aromáticas y notas de fondo con las coníferas.
Irá muy bien añadir especias como canela en rama, anís estrellado o clavo.
Cuando hayamos puesto todos los ingredientes cubriremos con agua. Nos durará al menos un mes, si se va evaporando el agua podemos añadir más agua.
La combinación de esta mezcla de aromas nos dará un aroma fresco, natural, grato, agradable y salutífero.
Para expandir su aroma lo podemos colocar destapado sobre un cubre radiador o bien sobre un calentador de vela para té o bien un calentador de tazas de té incorporado a un puerto usb del ordenador, o sino ponerlo dentro de un cacito de agua caliente e irá expandiendo su aroma al ambiente.
Estos aromas naturales expanden y abren nuestros pulmones mejorando nuestra respiración, podemos comparar esta sensación de frescor y amplitud con la que sentimos al respirar estos otros aromas químicos sintéticos con los que se siente en muchos casos oclusión, dificultad al respirar e incluso dolor de cabeza.

Os animo a realizarlos y especialmente el del segundo tipo que puede ser una actividad de disfrute y juego para realizarlo con niños al ir recogiendo ramitas y piñas de árboles y plantas aromáticas.

Palmira Pozuelo

Farmacéutica Naturista
https://palmirapozuelo.com

Subscribete a la Newsletter

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Compartir

Compártelo con tus amigos